Una de chinos vs. mexicanos. ¿”Infinitamente más bajos”?. Mínima diferencia salarial.

Publicado el Febrero 14, 2012, Bajo Columna de opinión, Autor Ocelotl.

No, no es que se le olvide al espurio las cifras y estadísticas, tampoco es cierto que sea un tonto, es bastante mentiroso y vividor. RNR.


La Jornada/México SA/Carlos Fernández-Vega

Calmaos, mexicanos hambrientos, que ya lo dijo el inquilino de Los Pinos: los salarios que obtienen los trabajadores chinos son “infinitamente más bajos” que los de su contraparte mexicana, de tal suerte que –versión oficial– den gracias al susodicho por los favores recibidos. Según él, en materia de ingreso laboral los habitantes de esta república de discursos están en jauja, si se comparan con los de la tierra de Mao (favor de no cotejar la abismal diferencia salarial entre México y Estados Unidos, principal socio comercial del país, porque sería una pésima muestra de masoquismo y apestaría la bella pieza oratoria del tal Jelipe).

Como siempre, el inquilino de Los Pinos “olvidó” actualizar los datos que utilizaría en su discurso de ocasión, ayer en Aguascalientes. Si a ello se añade que hasta las empresas chinas vienen a México para aprovechar los bajos salarios que se pagan en esta tierra, entonces deséchese el citado comparativo, por extemporáneo. El hecho es que el entusiasmado Felipe Calderón declaró que “cada vez más empresas (extranjeras) especializadas vienen a establecerse a nuestro país, no tanto porque los salarios (internos) sean muy bajos, que ciertamente habrá que mejorarlos, pero en China, por ejemplo, son infinitamente más bajos…” que aquí (El Universal).

Algo falló: o el grupo de asesores que, se supone, debe mantener al día la información que utiliza el inquilino de de Los Pinos en sus exhibiciones públicas, como la de ayer, o el propio Jelipe, que a quien le importa un bledo si la realidad coincide o no con sus discursos. Lo anterior, porque de acuerdo con uno de los más reciente informes de la OCDE (de la que nuestro país forma parte desde 1994) advierte que “los bajos costos laborales en México siguen siendo uno de los principales atractivos para la inversión extranjera directa. Mientras en México el sueldo promedio de un trabajador manufacturero es de menos de 10 dólares por hora, en España es de 25 y de más de 30 en Inglaterra” (La Jornada, Juan Carlos Miranda, 10 de enero de 2012).

Dos semanas después, una de las trasnacionales financieras que mayores utilidades obtienen en el país, el BBVA, celebró que “México (en particular) y América Latina (en general) podrían ser los ganadores de la pérdida de competitividad salarial de China (léase aumento de salarios)… La economista jefe para Mercados Emergentes del grupo financiero español, Alicia García-Herrero, refirió que las iniciativas chinas para impulsar su economía vía consumo han provocado disminución en la brecha salarial entre ese país y naciones latinoamericanas, en especial en el último año. Detalló que en 2003 el único país que podía equipararse en salarios a China era Nicaragua, mientras los salarios en México eran cuatro veces superiores, y para 2011 la diferencia se redujo en forma importante, casi comparables. China ha sufrido un aumento de salarios tan brutal que genera enormes oportunidades para México (por los bajos salarios que paga) y la región latina, incluso, en el ámbito manufacturero” (Notimex, que no es precisamente una agencia crítica del gobierno en turno).

Seis meses atrás, la Oficina de Estadísticas del Trabajo de Estados Unidos reveló que entre 2003 y 2008 los salarios manufactureros en China aumentaron 120 por ciento, contra 22 por ciento en México, “acercándose cada vez más los costos de la mano de obra de ambas naciones”. En 2003, el salario manufacturero en México medido en dólares resultaba cuatro veces superior al de China, pero cinco años después esa diferencia bajó a 2.3 veces. De 2009 a la fecha, los salarios de la nación asiática habrían crecido a un ritmo anual superior a 10 por ciento, contra 3-4 por ciento en el caso mexicano, de tal suerte que en el muy corto plazo tales salarios serían equiparables. De allí que el análisis del BBVA –citado líneas arriba– califique de “casi comparables” los salarios en ambas naciones.

Para rematar, desde el año pasado investigadores universitarios, como en el caso de Huberto Juárez Núñez (Centro de Investigación y Estudios de Postgrado de la Facultad de Economía de la Universidad Autónoma de Puebla) han revelado que “México está ofreciendo ventajas comparativas en salarios bajos incluso más atractivas que China, sobre todo en sectores como los de autopartes, electrodomésticos y electrónica, en los que la mano de obra es la más barata a escala mundial; tiene alta competitividad y además los trabajadores están intimidados por redes de protección sindical que aseguran alta rentabilidad para las trasnacionales. México está ganando la batalla perdiendo, ya que las ventajas mexicanas por los bajos salarios son evidentes y los chinos poco tienen que hacer para desplazarnos en diversos sectores productivos” (La Jornada, Patricia Muñoz Ríos).

A su vez, consultoras internacionales privadas consideran que “el incremento de los salarios manufactureros en China resta competitividad a sus exportaciones. Este país asiático es uno de los principales competidores de México en su principal mercado de exportación: Estados Unidos. Los mayores costos laborales (en el país asiático) ayudan a explicar parcialmente el crecimiento reciente de las exportaciones mexicanas a Estados Unidos, así como el renovado atractivo que está teniendo el país en materia de inversión extranjera directa” (léase menores salarios y bienestar para la mayoría según avanza el tiempo).

Por la información citada –muy reciente, por lo demás– parece que la aseveración del inquilino de Los Pinos forma parte de las gustadas fábulas sexenales, amén de que todo apunta a que el susodicho se quedó varado en 2003, cuando un informe de la Secretaría de Hacienda (en ese entonces a cargo de Francisco Gil Díaz) reveló que la diferencia salarial entre México y China rondaba el 300 por ciento; nueve años después, si mucho, la diferencia se aproxima al 10-14 por ciento.

Entonces, independientemente de que el inquilino de Los Pinos evade rotundamente las causas por las cuales los miserables salarios mexicanos se muevan más lento que una tortuga dormida y que la única “ventaja competitiva” del país sea a el deplorable nivel de ingreso de la población y la evasión fiscal, ¿dónde quedó aquello de que los salarios de los trabajadores chinos son “infinitamente más bajos” que los de su contraparte mexicana?

Las rebanadas del pastel

El gobierno de Grecia, la Comunidad Europea y el Fondo Monetario Internacional también quieren que el país helénico sea “competitivo”, pero resulta que los griegos se niegan, y con toda razón, a pagar el precio de una crisis brutal que no provocaron, mientras los verdaderos responsables de la hecatombe financiera se mantienen en el paraíso y siguen recibiendo carretadas de dinero.

cfvmexico_sa@hotmail.com

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK:

3 Replies to "Una de chinos vs. mexicanos. ¿”Infinitamente más bajos”?. Mínima diferencia salarial."

gravatar

bagaar  on Febrero 14, 2012

No, no es que se le olvide al espurio las cifras y estadísticas, tampoco es cierto que sea un tonto, es bastante mentiroso y vividor. RNR.

De “acuerdo”. Posiblemente le creamos cuando nos diga :

No de Empresas antes del proyecto Neoliberal: antes del PRI Después del PAN
Numero de trabajadores con empleo y prestaciones sociales.
Numero de trabajadores expulsados al extranjero por falta de oportunidades en México.
Numero de trabajos informales antes y después en ambos casos.
Numero de jóvenes sin oportunidades de escuela y trabajo, antes y después.
Salario Mínimo en ambos casos comparado con CHINA, antes y después en ambos casos.
El valor del peso mexicano contra el dólar norteamericano en ambos casos, antes y después .
El valor del Poder Adquisitivo en ambos períodos, antes y después en ambos casos.
El monto de reservas monetarias en ambos casos. ¿Qué se ha hecho con ellas?
El monto del ahorro nacional ante y después en ambos casos. ¿?
El costo de la alta burocracia en los diferentes Gobiernos de los Estados y del Ejecutivo Federal, antes y después, en ambos casos.
El Monto de las deudas contraídas por los diferentes Estados y La Federación en ambos casos
Cuantos Servicios se han privatizado y se han encarecido en ambos casos.
Cuanto han incrementado su costo la gasolina y la tortilla la luz, etc., entre otros productos bajo ambos períodos.
Cuanto nos han costado “ los gustitos, viajes, etc., y la promoción de imagen de los gobiernos y sus familias Tanto de los Gobiernos de la República como del Gobierno Federal, De los Congresos y Del poder Judicial y su estructura.
Cuanto nos ha costado la Incompetencia la improvisación, el amiguismo y los pagos de la prevendas con los poderes fácticos y estructuras del poder en México, en ambos períodos.
Cuantos Muertos por violencia se han perpetrado antes y después, en ambos casos
Cuantos Vicios se han Acrecentado en el pueblo de México por la Corrupción de Los Gobiernos de La Republica y del Gobierno Federal.
Cuantos Presos se han incrementado en nuestras cárceles en ambos Gobiernos.
Cuanta limosna hemos recibido del extranjero para resolver los problemas generados por los malos Gobiernos y La Corrupción, en ambos casos.
Cuanta Dadiva del pueblo de México han recibido los lugares con daños naturales por solidaridad de los ciudadanos mexicanos.
Cuantos Periodistas han Muerto y Cuantos medios de comunicación han desaparecido ,en ambos casos.
Cuanto representa el deterioro de la educación de por sí escasa, que además es expulsada al extranjero con el alto costo que ha tenido que pagar la sociedad con sus impuestos y el retraso de nuestro país.
Cuanto nos ha costado el retraso tecnológico en las investigaciones fallidas y proyectos perdidos con la complicidad de los gobiernos extranjeros.
Cuanto nos ha costado la ineficiencia empresarial y el proteccionismo gubernamental a los empresarios incompetentes y los fraudes económicos solapados por ambos períodos de gobierno.
Cuantos Impuestos han incrementado durante las dos gestiones en ambos períodos de Gobierno.
Cuanto nos cuesta la farsa de nuestros comicios y el lavado de las patrañas y mezquindades que nos hacen los políticos. ¿?¿?¿?¿
Etc.,Etc.,Etc..y surgen Preguntas y Más Preguntas que se nunca serán contestadas .¿?¿?¿?¿?¿?

.¡Gracias! a plumas inteligentes y al verdadero periodismo que ejercen los periodistas éticos como tu, nos ayudan a reflexionar y a crear conciencia de nuestros verdaderos males.. y convocan a la movilización ciudadana organizada..Saludos..¡Felicidades ¡ y que sigan los ¡Éxitos!.. @bagaar..

gravatar

Martin Juarez Vique  on Febrero 14, 2012

Nosotros teníamos un trabajo formal todavía hasta poco antes de las 11 de la noche de aquel sábado en que nos trataron de robar el futuro y que hoy seguimos construyendo en la resistencia, éramos causantes cautivos, o sea pagábamos nuestros impuestos y en nuestro talón de pago que nosotros llamábamos cheque veíamos nuestras percepciones, deducciones y descuentos, ahí aparecía todo no había dudas y en caso de alguna acudíamos al tercer piso del edificio de Luz y Fuerza y ahí se aclaraba. El domingo 11 de octubre del 2009 ya éramos candidatos a ser parte del sector informal de la economía de este país, se dice que se han creado más puestos de trabajo en la informalidad que los tipos de puestos que nos quitaron por decreto de la noche a la mañana, eso si por el auto llamado presidente del empleo, diciendo entre otras cosas que además de ser caros éramos improductivos y que teníamos prestaciones onerosas, aun cuando el ingreso promedio mensual era por el orden de los 6000 pesos o dicho de otra manera de tres salarios mínimos o bien en nuestro caso de 200 pesos al día en promedio. La canasta básica recomendada tiene un costo de 170 pesos más menos; Roberto González Amador en su reciente reporte de Inegi sobre empleo y los salarios, nos cuenta que se comportaron así: 35.61% del total de los trabajadores remunerados tienen un ingreso no mayor a los dos salarios mínimos 25.65% de la población ocupada percibe de dos a tres salarios mínimos: 18.8% devenga de tres a cinco salarios mínimos, y otro 9% cobra por su trabajo más de 5 salarios mínimos, mientras que el restante 10.9% tiene un ingreso no especificado dato de la Jornada, 26/2/12, p, 26. En Luz y Fuerza se podría decir que el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) siempre se preocupó por tener un salario remunerador, lo más parecido a un salario Constitucional, como se dice que debiera ser el salario mínimo nacional, que hoy en día en el área geográfica “A” es de 62.33 pesos diarios, aun a dos años y 4 meses de que nos quitaran nuestro empleo el promedio diario sin aumento salarial seguiría siendo de poco más de tres salarios mínimos. Acaso será un privilegio ganar un poco más de lo que vale una canasta básica recomendada de productos sólo para alimentarnos y ya ni de hablar de ropa, salud, esparcimiento y educación. Será acaso que tener un ingreso diario lo más parecido al salario que dice la constitución será un privilegio. Cuanto gana el presidente de la república, un secretario de estado, o un senador, un diputado federal, un presidente municipal, un regidor, etc. Cientos de veces más que el mínimo, claro legalmente hablando, los extras la verdad no sabría, ya ni hablar de justificarlos y me refiero a la corrupción, sino mas bien calcularlos. Y tu mi estimado lector ahora ya que dicen que el salario mínimo es sólo un indicador pregúntate a ti mismo y contesta; ¿cuantos salarios mínimos ganas al día? En mi caso y no sabía, que tengo yo un ingreso no especificado de esos del restante 10.9%; será por eso tal vez que sea un privilegiado. La verdad es que si soy privilegiado pero, por ser miembro activo en resistencia del SME, aun cuando estoy jubilado pero no inactivo. Martin Juárez Vique.

gravatar

Martin Juarez Vique  on Noviembre 7, 2013

Venceremos venceremos…. Muchas veces en nuestras asambleas generales en el Sindicato Mexicano de Electricistas menciono estas palabras dichas en broma o de manera chusca y más cuando un orador a tomado la palabra y se encienden los ánimos y los gritos de los compañeros solicitan a la audiencia una “S” una “M” y una “E” y pregunta que dice? y la resistencia responde; ESME, y así muchas veces; y la verdad saben? ., Es que estoy en verdad convencido y esto es bien en serio, de que, cuando digo: venceremos venceremos, termino convencido de que así será, ya que no hemos dejado de luchar, unos más otros menos y para ser honestos el Comité Central esta al frente de la batalla, con un General que ordena obedeciendo al órgano de máxima autoridad en nuestra organización y esa es la asamblea ya que ahí nos ponemos de acuerdo basados en nuestros estatutos. Los que conocen el SME saben bien que el sindicato no es un edificio, sino las mujeres y hombres que lo componen. El grupo Inti ILimani lo canta mejor que yo por supuesto, pero es seguro que la resistencia esta convencida también de que venceremos. He leído los comentarios y tal parece o que no hay conciencia de clase o de que atacan por atacar, lo cual es buena señal seguimos caminando. Martin Juarez Vique electricista en resistencia.