Auditoría Superior de la Federación: El Calderonismo hizo “pagos indebidos” a SNTE y profesores

Publicado el Febrero 21, 2013, Bajo Noticias, Autor MonaLisa.


* Erogó $5 mil 661 millones para docentes de escuelas inexistentes y otros que no se localizaron en las aulas.

México, DF. El gobierno de Felipe Calderón realizó “pagos indebidos” al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), a maestros comisionados, docentes de escuelas inexistentes y maestros que no fueron localizados en sus escuelas, por un monto de 5 mil 661.7 millones de pesos, de acuerdo con los resultados de la cuenta pública 2011 de la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Karina Avilés, Enrique Méndez y Roberto Garduño / La Jornada / 21/02/2013

La entidad fiscalizadora advirtió además sobre la “existencia de una elevada proporción de docentes que no se localiza frente a grupo”, y que en este ejercicio ascendió a 527 mil 303 maestros; esto es, 33 por ciento de la plantilla total.

Por otra parte, la ASF determinó que hay “recuperaciones probables” por 2 mil 766 millones 996 mil pesos del programa Habilidades Digitales para Todos, que operó en su momento Fernando González, yerno de la lideresa magisterial Elba Esther Gordillo y ex subsecretario de Educación Básica.

Esto, en razón de que en 11 estados no se acreditó el equipamiento y la conectividad de 5 mil 787 aulas telemáticas y tres entidades no comprobaron la aplicación del gasto por 797 millones 701 mil pesos.

En su informe sobre educación pública, la ASF reveló que se efectuaron “pagos indebidos al personal comisionado” del SNTE por mil 411 millones de pesos, que representan casi 10 por ciento del monto total a recuperar de los 14 mil 212.3 millones de pesos del Fondo de Aportaciones para la Educación Básica y Normal, que es la principal bolsa de financiamiento del sistema de educación pública.

Además, se otorgaron prestaciones como “bonos, estímulos y compensaciones no reconocidas”, a trabajadores de la educación por mil 123.8 millones de pesos.

Con estos recursos también se brindaron “apoyos” al SNTE por 582.8 millones de pesos, al margen del marco normativo. Incluso, se detectaron 584.3 millones de pesos correspondientes a conceptos “no financiables”, como la remuneración a docentes que no fueron localizados durante “las visitas físicas en los centros de trabajo”.

También se realizaron pagos por 135.4 millones de pesos a maestros “en centros de trabajo que no están incluidos en los catálogos de los servicios de educación básica” de los estados de Coahuila, Guerrero, Morelos, Nuevo León, Puebla, Sonora y Zacatecas. Se realizó un desembolso para mentores “con plazas no localizadas en los catálogos de puestos por 288.2 millones de pesos”, y se entregaron 360.7 millones de pesos en compensaciones discrecionales a trabajadores, sin mediar lineamientos o comprobaciones que lo justifiquen.

A pesar de que este fondo es el apoyo fundamental que reciben los niños más pobres del país, ya que sólo en la enseñanza para escolares indígenas aportó 95 por ciento de los recursos destinados a este sector, se otorgaron a educadores que no forman parte del programa de carrera magisterial o se hicieron retribuciones superiores a los niveles autorizados por un total de 137.4 millones de pesos.

Del presupuesto educativo, el gobierno federal canalizó 136.2 millones de pesos a mentores “comisionados a otras dependencias” y entregó recursos por encima de los tabuladores a estos trabajadores, por 160.5 millones de pesos; realizó pagos a personal que se dio de baja o que tenía licencia sin goce de sueldo por 186.3 millones de pesos en 19 entidades, e hizo desembolsos indebidos para “personal adscrito a centros de trabajo AGS ‘comisionado al sindicato’, por 192.7 millones de pesos” en 18 entidades.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: