Cómo neutralizar un encapsulamiento policial – ¡Difunde! – #PosMeSalto

Publicado el Diciembre 15, 2013, Bajo Columna de opinión, Autor RNRTV.

Encapsulamiento policial

Sometimiento
Momento de la estrategia de neutralización durante manifestación de Almudena, España. Una de las primeras veces de implementación de esta estrategia.
Un kettling o encapsulamiento es una táctica policial utilizada contra manifestantes pacíficos consistente en cercarlos policialmente y tratarlos como ganado. Una vez cercados los policías identifican, acosan, molestan, provocan, golpean y/o simplemente dejan pasar el tiempo hasta que los manifestantes se meen encima. La gente queda atrapada, inmovilizada o pastoreada hasta que, o bien la policía los va dejando salir de uno en uno tras identificarlos, o bien no aguantan más e intentan romper el cordón, dando así la imagen parcial falsa de unos manifestantes violentos que intentan desbordar la línea policial. En ambos caso la policía gana y la protesta pacífica es neutralizada. Sufrir un encapsulamiento policial es muy frustrante y deja una gran sensación de impotencia. Sencillamente no conozco a nadie que sepa cómo hacer frente, vencer o al menos neutralizar esta táctica de una manera efectiva. Obviamente hay una manera de romper el Kettling que es encapsular a la policía con un nuevo cordón externo de manifestantes tal y como sucedió por ejemplo en el desalojo de Plaza de Catalunya el #27M, pero esta táctica es muy costosa en tanto en cuanto hay que movilizar en el exterior del círculo policial a al menos 1 decena de manifestantes por cada manifestante encapsulado. Así que, la inmensa mayoría de las veces, ellos ganan. Había pensado mucho en la cuestión para cuando el día de #OcupaLaAlmudena vi aparecer de repente esta foto (a la izquierda). Fue un bombazo. Vi como, en pocos minutos, daba varias veces vuelta al planeta. Estoy seguro de que del otro lado se arrepintieron de haber ordenado ese encapsulamiento y de habernos dado esa foto. Recordé también esta otra foto del desalojo de Kukutxa y entendí entonces por qué no nos dejan siquiera sentarnos cuando estamos encapsulados: sentarse deja al descubierto a hombres armados con fusiles de asalto. Se trata simplemente de conseguir que la escena parezca lo que es: un acto de violencia policial. Simplemente se trata de eso: todos de rodillas con las manos en la cabeza. Esta es la táctica que propongo para tratar de “romper” el kettling. Para empezar la situación de los encapsulados no empeorará en ese momento. Si la policía ordena ponerse en pie y amenaza violentamente se obedece, pero se demora la obediencia lo máximo posible para aumentar las posibilidades de que la escena haya sido grabada. Eso deberá ser suficiente para subir los costes del ketling la próxima vez. Las únicas armas que conozco capaces de garantizar la integridad física de los manifestantes pacíficos frente a la violencia policial, o al menos de minimizar los riesgos, son: la propia disposición y movilidad del grupo y la información. Los policías se comportan de manera muy diferente cuando creen que pueden estar siendo grabados. FUENTE: Francotirador social

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: