Posicionamiento sobre legislación secundaria de la Ley de Telecomunicaciones.

Publicado el Abril 9, 2014, Bajo Noticias, Autor Ocelotl.

Fuente: www.subversiones.org
Fotografía por Luis Iborra
Telecom-Luis10

La iniciativa de Ley sobre Telecomunicaciones y Radiodifusión que Enrique Peña Nieto entregó al Senado se encuentra de mano en mano para su cabildeo en este momento. Será a caso modificada, votada en comisiones y llevada al pleno para su aprobación, a partir del lunes 21 de abril. De ser aprobadas, estas modificaciones legislativas resultarán un nuevo retroceso en materia de derechos para los mexicanos, como por ejemplo, en el hecho de otorgar a la Secretaría de Gobernación la facultad para vigilar, valorar y eventualmente ordenar a las empresas bloquear las señales de telecomunicaciones.

La propuesta del Ejecutivo federal en materia de telecomunicaciones y radiodifusión debe entenderse en su contexto y no de forma aislada: obedece a un agresivo paquete de reformas estructurales, que limitan las libertades democráticas en nuestro país, tal y como sucedió con la Reforma Educativa, cuando al aprobarse las leyes secundarias, se consumó una etapa más en el camino para desmantelar las conquistas sociales de todo el gremio magisterial. Ahora toca el turno a los derechos de informar e informarse, de la libre expresión de las ideas y de la comunicación, para ser coartados y restringidos a un rango que podemos señalar, mínimamente, como autoritario y punitivo.

Dada esta situación, los abajo firmantes emitimos este documento para dar a conocer nuestra postura al respecto.

Posicionamiento

El Congreso de la Unión se encuentra próximo a “discutir” y aprobar la iniciativa de legislación secundaria de la Ley de Telecomunicaciones y Radiodifusión. El contenido de dicha iniciativa, enviada por el Ejecutivo federal, representa un golpe más contra las libertades democráticas en nuestro país, al mismo tiempo que evidencia el nulo interés por democratizar los medios de comunicación.

En voz de diferentes expertos en la materia, la iniciativa representa un retroceso. Abre la posibilidad a la censura en internet, pues otorga a la Secretaría de Gobernación la facultad para vigilar, valorar y eventualmente ordenar a las empresas bloquear las señales de telecomunicaciones. Vale destacar que la medida no establece controles judiciales al respecto, es decir, se puede monitorear, vigilar y bloquear cuando el Ejecutivo federal así lo decida.

De aprobarse en su redacción original, la iniciativa daría recursos legales al Estado mexicano para la obtención de datos personales mediante localización geográfica en tiempo real. En conjunto, se atentaría de forma grave contra los derechos humanos y la libertad de expresión, al mismo tiempo que se limitaría la labor de periodistas y defensores de derechos humanos, sobre todo en contextos de protesta social.

La iniciativa de legislación secundaria de la Ley de Telecomunicaciones y Radiodifusión significa un paso más, y quizá el más evidente, del intento de este gobierno priísta por ampliar y sofisticar sus mecanismos de control, al mismo tiempo que refuerza su alianza con el duopolio televisivo.

La propuesta del Ejecutivo federal en materia de Telecomunicaciones y Radiodifusión debe entenderse en su contexto y no de forma aislada: obedece a un agresivo paquete de reformas estructurales con las que se entregan los bienes de la Nación al sector privado (Reforma Energética), y se vulneran los derechos de millones de trabajadores (Reformas Laboral y Educativa). Obedece también a una reconfiguración del Estado mexicano en un Estado autoritario, el cual suprime libertades democráticas al tiempo que criminaliza la protesta social, persigue a sus críticos y propicia un clima hostil y de inseguridad contra defensores de derechos humanos, periodistas y activistas sociales que lo denuncian.

Hoy no sólo está en disputa la Nación, sino la posibilidad de informar verazmente, de ofrecer contenidos diferentes, de denunciar los excesos de poder y de contribuir a la formación de la opinión pública. Está en juego también la posibilidad de sentar las bases, para la democratización de los medios de comunicación y para ponerle fin a la concentración económica de las telecomunicaciones.

Por tal motivo, llamamos a la sociedad mexicana a mantenerse informada y al pendiente del rumbo que tomen estas discusiones. Nuestra participación es de vital importancia para impedir que continúen reduciendo nuestras libertades democráticas.

Atentamente:

Miguel Concha Malo
Gilberto López y Rivas
Martín Esparza (Secretario General del SME)
Paula Santoyo Rosas
Carlos A. Ventura Callejas
Mario Saucedo Pérez
José Humberto Montes de Oca (Secretario del Exterior del SME)
Pilar Puertas
Víctor García Zapata (Fundación para la Democracia)
Manuel Canto Chac
Sofía Angélica Silva
Alberto Arroyo Picard
Camilo Valenzuela
Neftalí Granados
Mónica Soto Elízaga
Raúl Romero Gallardo
Mireille Campos Arzeta
Celso Alvarado
Miguel Ramírez Quintana
Ángel Peralta
Armando Osorio Chulín
Guadalupe Coutiño
Javier Lara
Jócelyn R. Hernández Fernández
Juan Francisco García Reynoso
Wendy de la Rosa
Luis Gómez
Ivonne G. Villalón
Érika Lozano
María Isabel Rodríguez F.
Montserrat Castillo
Karla Lidia Díaz
Agencia Autónoma de Comunicación Subversiones
Coordinadora 1º de diciembre
Movimiento de Liberación Nacional
#YoSoy132 Chicago
Fundación para la Democracia
Mario Vladimir Monroy Gómez
Mujeres por México en Chihuahua A.C.
Centro de Pastoral Obrera de Cd. Juárez, A.C.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: