Pasan sin cambios las leyes secundarias en San Lázaro

Publicado el Julio 10, 2014, Bajo Nacional, Noticias, Política, Autor @gabriel_Mzuma.

Diputados-Ley telecom

PRI y PVEM rechazan reservas contra geolocalización

Se ausentan de la sesión 73 diputados de PAN, PRD, PT y MC

Ningún argumento de la oposición logró cambiar la decisión de PRI y PVEM en la Cámara de Diputados de mantener sin cambios la legislación en materia de radiodifusión y telecomunicaciones. Pero PAN, PRD, PT y MC contribuyeron a ello, ya que 73 legisladores de esos partidos prefirieron ir a dormir o abandonaron el salón de plenos, lo cual impidió eliminar de la ley la geolocalización de teléfonos móviles, el control de llamadas, del envío de mensajes de texto y multimedia e incluso de la Internet.

Con información de La Jornada

► México, D.F. – La sesión comenzó el mediodía del martes y se prolongó hasta las 8 de la mañana de ayer, sólo para dejar que los legisladores presentaran en tribuna 549 reservas. Ninguna fue aprobada y el proyecto de decreto fue enviado al Ejecutivo para su publicación.

Atentado contra la libertad de expresión

A las dos de la mañana, la diputada Beatriz Zavala Peniche presentó en nombre de su partido, el PAN, así como de PRD, PT y MC, una reserva a los artículos 189 y 190 de la ley federal de telecomunicaciones y radiodifusión.

En tribuna, dijo que esos artículos obligan a las compañías telefónicas a guardar durante un año la información de los usuarios, incluidas llamadas, mensajes de texto y multimedia, así como a bloquear señales por cuestiones de seguridad y a entregar esos datos “a las autoridades competentes”, las cuales podrán ordenar la suspensión inmediata del servicio de telefonía “para hacer cesar la comisión de delitos”.

Recordó que esa disposición ha sido considerada incompatible con el derecho a la libertad de expresión por los relatores de Naciones Unidas y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, quienes han manifestado que la interrupción del acceso a Internet a poblaciones enteras o a determinados segmentos del público no se justifica en ningún caso, ni por razones de orden público o de seguridad nacional.

El hecho de que se aplique en México, afirmó, atenta contra la libertad de expresión, y en protestas sociales contra la integridad y la seguridad de la ciudadanía, además de que podría impedir la documentación de violaciones a derechos humanos e incluso la labor periodística.

Sin embargo, 225 priístas y verdes rechazaron la modificación y las otras bancadas sólo tuvieron 171 votos, incluido el de Fernando Bribiesca Sahagún, hijo de Marta Sahagún e hijastro de Vicente Fox.

En el tablero se reflejó la ausencia de 35 panistas, 30 perredistas, siete de MC y cuatro petistas.

Del PAN no estaban, entre otros, Guillermo Anaya, Juan Bueno Torio, Rubén Camarillo, Max Cortázar, ex vocero de Felipe Calderón; Martín López Cisneros, Leslie Pantoja, Homero Niño de Rivera, Mario Sánchez Ruiz, presidente de la Comisión de Economía; Víctor Serralde, Jorge Villalobos y Ricardo Villarreal, hermano del coordinador Luis Alberto Villarreal.

Del PRD faltaban Claudia Bojórquez, Tomás Brito Lara, Carlos de Jesús Alejandro, Catalino Duarte, Valentín González Bautista, Roberto López Rosado, Roberto López González, Julisa Mejía, Julio César Moreno, presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales; Gisela Mota, Karen Kiroga y Rosendo Serrano Toledano, además del vocero de la bancada, Carlos Reyes Gámiz. La diputada Jessica Salazar estaba en el pleno, pero no votó.

De MC se ausentaron Rodrigo Chávez Contreras, José Hurtado, Víctor Manuel Jorrín, Fernanda Lozano, Gerardo Villanueva y el presidente de la Comisión de Marina, José Soto Martínez.

Y del PT, José Alberto Benavides y Adolfo Orive. Se aclaró que el coordinador, Alberto Anaya, ni siquiera se presentó a la sesión y que Jaime Bonilla está de viaje en Bielorrusia.

Dos horas después, esos diputados seguían sin regresar a la sesión en el momento en que se votó una reserva de la panista Carmen Pérez Camarena, que planteó obligar a las televisoras a no transmitir programas de contenido sexual, de violencia, propaganda de guerra, racial o religiosa, que incitara al genocidio e incluso de pornografía infantil.

“De acuerdo con diversos estudios –explicó–, los niños pasan sentados viendo la televisión cerca de cinco horas diarias, casi 30 a la semana. De la calidad de la programación, 43 por ciento no aporta nada, 70 tiene contenido sexual, 48 lenguaje vulgar y 53 por ciento contenido de violencia”.

Por separado, diputados del PAN, PRD, PT y MC presentaron sendas reservas al artículo 90, que obliga a las comunidades que quieran una concesión de radio a participar en una licitación, aunque en la parte alta de la banda de frecuencia modulada (FM) no se les permite obtener publicidad comercial y se les limita la gubernamental a uno por ciento del gasto total.

Los legisladores cuestionaron que se trata de una cantidad miserable, en contraste con el 90 por ciento del gasto en publicidad del gobierno federal que se destina a la televisión.

Fernando Angulo, del PAN, consideró que se debía reservar 30 por ciento de la banda a estaciones de radio comunitarias o indígenas, en lugar del 10 que señala la ley, y no en la parte alta de la banda de FM ni en la de amplitud modulada (AM), que va de mil 605 hercios a mil 705, que en este último caso “es la banda basura, porque existe mucha interferencia”.

También se desechó una propuesta para eliminar el artículo que prohíbe otorgar subsidios para el cambio digital a las televisoras de la Universidad Nacional Autónoma de México y del Instituto Politécnico Nacional, aunque queden en el atraso tecnológico.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: