Estado de los Estados: Fracasan reformas estructurales

Publicado el Mayo 7, 2015, Bajo Columna de opinión, Autor LluviadeCafe.

Lilia Arellano1

Mayo 7, 2015.- Las reformas estructurales de Enrique Peña Nieto fracasaron. Su propósito oficial era permitir a la economía salir del lento crecimiento en que ha estado estancado, y convertir al país en la décima potencia mundial. No lo logró. México no mejora su desempeño económico y su crecimiento es mediocre. En los hechos lo que han alcanzado los cambios constitucionales son transferir riqueza al extranjero, desmantelar la economía nacional, aumentar la pobreza y reducir el empleo en el país.

Una y otra vez, su PIB (Producto Interno Bruto) es revisado a la baja y su moneda sigue devaluándose. La administración federal no sabe cómo detener este proceso. La expectativa de crecimiento para este año fue recortada de 2.95 a 2.88 por ciento, por especialistas consultados por el Banco de México. Para 2016, la expectativa bajo de 3.51 a 3.40 por ciento. Y para acabarla de amolar como dicen en el pueblo, hechos como la violencia desatada por grupos criminales, la semana de terror que pasaron en Jalisco o el asesinato de un candidato a alcalde en Guerrero, “en nada abonan a la confianza, a la seguridad y por supuesto a la atracción de inversiones”, como admite el propio titular de la SHCP, Luis Videgaray, en su actuación ya como aspirante a suceder a EPN.

A su vez, el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, reconoce que la economía mexicana crece menos de lo esperado. Dijo que en el plano doméstico, existen condiciones que muestran debilidad, lo que ha llevado a una revisión de las perspectivas de crecimiento para este año. En el plano externo, agregó, la integración con Estados Unidos provoca que la previsible alza en las tasas de interés en aquel país “este metiendo” volatilidad en el tipo de cambio del peso.

Los analistas vaticinan que este año, el valor del dólar terminará en 14.97 contra 14.79 calculado en las encuestas de marzo y para 2016 esperan una paridad de 14.76 frente a 14.69 pronosticado en el sondeo anterior. Estos resultados ilustran el fracaso del proyecto económico del inquilino de Los Pinos. Sus reformas se aprobaron, en materia energética, laboral, hacendaria, financiera, competencia económica, educativa, telecomunicaciones y radiodifusión, penal, político-electoral, y transparencia, pero no funcionaron, al menos para detonar el desarrollo económico del país, que era su propósito fundamental.

REFORMAS FALLIDAS

Peña Nieto logró la aprobación de las reformas estructurales, con los que, según la propaganda oficial, “se eliminaron barreras, frenos y cuellos de botella” que impedían el crecimiento económico. El Secretario de Hacienda, Luis Videgaray, presumió que “se han logrado los cambios que se postergaron muchos años”, pero los resultados esperados no llegan. De hecho, lo alcanzado es mediocre en términos generales y adverso en muchas ocasiones.

Por ejemplo, a un año de la reforma energética, que se impulsó para garantizar el abasto, a precios competitivos, de energéticos como el petróleo, la luz y el gas natural, y modernizar el sector para detonar inversión, crecimiento económico y creación de empleos, es decir, la que mayores expectativas generó para acelerar el desarrollo de México, las dos empresas más productivas del Estado, Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE), triplicaron sus pérdidas durante el primer trimestre de este año. Pemex perdió 100 mil 546 millones de pesos, la mayor en toda la historia de la petrolera en un solo semestre por la caída en las cotizaciones internacionales del crudo y su constante baja en la producción en la plataforma de producción. Sus pérdidas anualizadas aumentaron 179 por ciento comparadas con los 35 mil 953 millones de pesos observadas en el mismo periodo de 2014.

La Comisión Federal de Electricidad registró en el periodo enero-marzo de 2015 pérdidas por 16 mil 305 millones de pesos, que se comparan desfavorablemente con los 5 mil 814 millones que se registraron en el mismo periodo del año anterior. Los ingresos de la CFE tuvieron una caída de 4 mil 841 millones de pesos al descender de 78 mil 290 millones obtenidos en el primer trimestre de 2014, a 73 mil 449 millones en el primer trimestre de este año. Sus pasivos aumentaron 10.4 por ciento, al ascender a 126 mil 876 millones en el primer trimestre de 2014, a 140 mil 77 millones al primer trimestre de este año.

Sindicalistas disidentes acusan que avanza el “desmantelamiento de Pemex”. La petrolera ha llevado a cabo la cancelación de plazas, la jubilación de trabajadores, cancela las recontrataciones de empleados transitorios, pone freno a la renovación de contratos a personal de confianza y compacta departamentos, entre otros esquemas de reducción de plantilla laboral. La Unión Nacional de Técnicos y Profesionistas de Pemex acusa que están desmantelando a la empresa y quitando el capital humano calificado. Esa organización señala que a pesar de la baja sensible en los precios de petróleo, “Pemex se mantiene como una de las empresas más rentables del ramo a escala internacional, y se han ocultado las opciones presupuestales y financieras que tiene la empresa, para golpearla y hacerla más propicia para su entrega a las empresas trasnacionales, que ahora tendrán ventajas para su adjudicación”.

Las consecuencias de la reforma energética están a la vista: rápido agotamiento de reservas petroleras, incremento de la carga fiscal a Pemex, no se generan empresas nacionales significativamente, no se eleva el nivel de actividad económica y de generación de empleos, aumenta la concentración del ingreso y facilita la transferencia de riqueza al extranjero, el gasto público continúa destinándose mayoritariamente a gasto corriente, no hay ahorro de largo plazo por los ingresos petroleros y aumenta la deuda pública, no se reduce la pobreza y, una vez agotado el petróleo, los niveles de pobreza pueden dispararse.

NI RASTROS DE PROGRESO

Por lo que toca a la reforma hacendaria, contrario a lo buscado, sólo ha contribuido a la informalidad, pues redujo el flujo de dinero para las empresas. Tuvo un enfoque político, no empresarial. Impulsa a pagar más impuestos y, por ende, las empresas pierde poder adquisitivo. El objetivo de la reforma fue incrementar la base tributaria. “El problema es que esta ley consta de que el pago de los impuestos son más altos que antes, y esto es una forma de obligar a los empresarios a que decidan trabajar en la informalidad” , señal José Luis Vega, presidente de la Canacintra de Culiacán.

Para la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, la reforma fiscal elaborada en 2013 está muy lejos de ser la que el país necesita, por lo cual es necesario un nuevo marco hacendario que logre un sistema equitativo, eficiente y con capacidad recaudatoria. Señala que el actual sistema tributario “no avanza en la eliminación de los factores estructurales que explican la baja fiscal y la estable carga fiscal que ha prevalecido a lo largo de los años”. Agrega que tampoco ofrece soluciones coyunturales que aporten recursos significativos en el corto plazo.

El economista Carlos Tello Macías advierte que el problema de la reforma fiscal se torna más agudo por la reducción de lo recursos fiscales derivados del petróleo. “Se requieren con urgencia, mayores recursos fiscales para hacer frente tanto a los enormes rezagos sociales y económicos que prevalecen en el país”, destacó el profesor de la Facultad de Economía.

En cuanto a la reforma laboral, se quedó sólo en una transformación legal que no propicia el incremento del empleo, pero ha generado la flexibilización y precarización del trabajo. El Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas de la Universidad de Guadalajara, destaca que mientras el PIB del país crece a una tasa de 1 por ciento, el empleo lo hace en 0.26%, lo que significa que aunque haya un crecimiento económico la generación de empleos no se va a dar, debido a las deficiencias estructurales que tiene la economía mexicana enfocada en el mercado externo.

La reforma a la Ley del Trabajo hace más precario el ingreso de los trabajadores mediante prácticas como la subcontratación o el outsourcing y las contrataciones flexibles, que buscan abaratar costos de producción para las empresas. El outsourcing pone en riesgo del derecho y la seguridad laborales, la estabilidad en el empleo con contratos de 3 a 6 meses que generan zozobra en el trabajador y podrían generar un estallido social. La adopción de esquemas de contratación flexible en México propicia la pérdida de prestaciones, de la seguridad laboral y de salarios dignos, que constituyen un derecho humano fundamental plasmado en convenios y tratados internacionales, destaca Ángel Ruiz Moreno, presidente de la Academia Mexicana de Derecho al Trabajo.

Ruiz Moreno asegura que la reforma laboral se ha quedado en una mera transformación de la ley federal en la materia, pues se sigue propiciando la informalidad. Según datos del INEGI, por cada 2.5 personas en la informalidad hay un empleo formal, es decir, que por 16 millones de empleados que cotizan en el IMSS hay 40 millones en edad productiva que tienen que auto ocuparse.

Por lo que toca a la reforma educativa, que se impulsó para garantizar el ejercicio del derecho de los niños y jóvenes a una educación integral, incluyente y de calidad que les proporcione herramientas para triunfar en un mundo globalizado, ésta no sólo no avanza, sino que en varias entidades las propias autoridades reconocen que es un fracaso. La propia presidenta del Instituto Nacional para la Evaluación Educativa, Sylvia Schmelkes, aceptó que en Oaxaca, Guerrero y Michoacán, la reforma educativa tiene problemas de velocidad, aceleración y riesgos. La dimensión de la crisis es espeluznante: mientras que un niño mexicano debería acudir a la escuela 200 días en un ciclo escolar, los estudiantes de Oaxaca y Michoacán no acumulan ni 100.

Si los indicadores federales se comparan con las evaluaciones , la asistencia a clases, los concursos de oposición y las reformas a los planes de estudio en estados como Oaxaca, Michoacán y Guerrero, será notorio que en estas entidades la reforma no sólo está en riesgo sino que no se ha llevado a cabo. La autoridad federal no sólo ha tenido que enfrentar a la disidencia magisterial, también a los gobiernos de los estados que privilegian su gobernanza frente a la aplicación de la ley. La incapacidad del gobierno se aprecia en la inoperabilidad de la reforma y en la falta de valentía a la hora de hacer cumplir el Estado de derecho.

En cuanto a la reforma en telecomunicaciones – que pretendía fomentar la competencia efectiva en televisión, radio, telefonía e Internet, a fin de generar más y mejores opciones para los consumidores reduciendo los precios de la telefonía, la televisión de paga y el Internet, para cerrar la brecha digital e integrar al país a la sociedad del conocimiento- “fue un retroceso”, considera el experto Jenaro Villamil, quien critica que no se han abierto las dos prometidas nuevas opciones de televisión, sólo hay una cadena nueva de un modelo informativo muy similar a las ya existentes.

“Hay un retroceso, es decir, si analizamos lo que la reforma prometía y lo que la reforma secundaria concretó, hay una gran distancia”. Señaló que los medios no se democratizaron, y ejemplificó con el caso de Carmen Aristegui, que quedó fuera de la radio. Agregó que tampoco se cumplió con el derecho de las audiencias, pese a que a nivel constitucional se garantizaba, pues en la reforma secundaria no se dieron esas garantías. “La idea que tiene la clase en el poder es que controlando a los medios podrá controlarse a la población”, denunció Villamil.

Para Jesús Robles Maloof, defensor de derechos humanos, la reforma en telecomunicaciones dista de ser una verdadera democratización de los medios y se limita a regular los intereses privados entre los oligarcas del país. Al no incluir un canal ciudadano, que responda a lo intereses de la mayoría, el propósito sólo es expandir las oportunidades de explotación para los empresarios más poderosos del país, así como minimizar el control ciudadano. (…) Busca cancelar el debate público sobre los grandes temas nacionales y desmovilizar a la sociedad. La reforma en telecomunicaciones es un arreglo de la cúpula que conforma el “Pacto por México” que busca excluir a los disidentes y marginar a las voces críticas al tacharlas de “radicales” e “irresponsables”.

ELECCIONES EN MARCHA

Lo que pueda suceder el 7 de junio en el caso de las diputaciones federales es una incógnita mucho mayor que la que despiertan las elecciones para gobernadores e inclusive para las alcaldías. El PRI, a un mes de que se lleve a cabo la jornada electoral, no tiene todos los ases consigo e inclusive en las capitales de las Entidades en donde se aporta el mayor número de sufragios para los comicios madre, los que hablan del cambio en el Poder Ejecutivo, se ven rebasados en porcentajes nada despreciables por los partidos que se consideran pequeños, nuevos.

En Guadalajara, y después de los acontecimientos suscitados en los últimos días que incluyen la presencia del gabinete de seguridad en la capital jalisciense, los números a favor del candidato de Movimiento Ciudadano, Enrique Alfaro, superan y por varios puntos a los del panista Alfonso Petersen y dejan en un tercer plano a Ricardo Villanueva, del PRI. La posición y el gobierno de Aristóteles Sandoval están resquebrajados y por ende la recuperación de la Entidad se ha visto como todo un fracaso del cual el electorado se siente altamente responsable y de ahí que empiecen a manifestar simpatías no tanto por los nuevos partidos sino por los candidatos.

Igual sucede en Monterrey en donde Enrique Barrios, del Partido Humanista, está captando muchos votos, más de los que los partidos como el PRI, el PAN y el propio PRD, esperaban. Incluso la aparición de la izquierda en Nuevo León y particularmente en su capital no se ubica en el Sol Azteca, sino en el Partido del Trabajo en donde si bien está en la cola, Patricio Zambrano ya logró figurar entre los aspirantes con posibilidades. Apenas dos décimas lo separan del PRI al que le sigue el PAN y la ventaja se percibe para el abanderado de la organización propiedad de Ignacio Irys y Eduardo López Macías.

Por lo que respecta a las gubernaturas, uno de los Estados en donde al parecer el PRI no tendría que esforzarse demasiado por ganar ya que tiene los amarres suficientes con el panismo representado por el capital de los Mouriño y los caciques tradicionales que, en su momento han reaccionado siempre a favor del tricolor, hoy encuentra que su peor enemigo es el propio gobernador Fernando Ortega con sus incongruencias y la indolencia que le ha acompañado durante todo su gobierno para enfrentar la severa situación por la que atraviesa la mayoría de campechanos no sólo en el terreno económico sino en el de la prestación de servicios y educación. Lo que puede ayudar a Alejandro Moreno es que son 8 los partidos que compiten y ante esa división las estructuras, para variar, son las que pueden darle el gane, aunque esto no represente la decisión de las mayorías.

En otras Entidades hubo necesidad del reciclaje. Un ejemplo se encuentra en Michoacán en donde de nuevo compiten los mismos: Silvano Aureoles por el PRD y Luisa María Calderón por el PAN. José Ascensión Orihuela encontró en la figura de Fausto Vallejo y la de su secretario de gobierno y ex coordinador de campaña que se encuentra en prisión, Jesús Reyna, al hombre que puso a temblar la elección a favor de ese partido. Nada está escrito en esas tierras en donde como en Guerrero llega el fantasma de la anulación de la elección ante la violencia reinante.

Sonora tiene también, al igual que en Nuevo León , la posibilidad de que una mujer priísta encabece el gobierno. Solo que Claudia Pavlovich ha ido perdiendo puntuación de manera asombrosa frente al panista Javier Gándara Magaña debido al recuerdo permanente de la gente de sus complicidades en la tragedia de la guardería ABC de Hermosillo, en donde decenas de infantes perdieron la vida y otros tantos quedarán marcados de por vida. El asunto en el caso de doña Claudia no es menor y el parecer el gobernador Guillermo Padrés ha venido resistiendo sobradamente la andanada que desde el centro se encaminó en su contra.
Ha sido muy notorio el esfuerzo de los priístas por lograr que Ivonne Álvarez repunte y no es que Felipe de Jesús Cantú, abanderado panista, tenga una gran ventaja sino que les apareció un tercero que ha venido conquistando simpatías de mayorías a las cuales un partido y otro han descuidado desde hace décadas. Es el caso de “el bronco”, Jaime Rodríguez, quien logró juntar las firmas suficientes para lanzarse como candidato independiente para gobernar una de las Entidades que sigue siendo considerada como bastión empresarial.

Y hablando de las mujeres lanzadas para este importante cargo público está el caso de la panista Sonia Mendoza quien lleva las de ganar ante todos los errores que ha cometido el mandatario actual, el priísta Fernando Toranzo quien solo utiliza su mala salud como excusa para minimizar todos los errores cometidos. En San Luis Potosí no se ha generado ningún progreso. El médico Toranzo perdió hasta la simpatía de los galenos que tantas veces le advirtieron que con el mal que padece sería muy difícil que soportara la carga gubernamental. Hoy no hay quien desea ni siquiera hacerle una consulta.

Jorge Luis Preciado, candidato del PAN al gobierno de Colima, ha recibido muchas muestras de apoyo, tantas que rebasan y por mucho al ex subsecretario de la SCT José Ignacio Peralta, abanderado del tricolor. La del PRD, Martha Zepeda, se significa por ser la sangre joven, sin embargo no se ve que para ese partido exista una posibilidad real de llegar a ser gobierno, no por lo menos ahora frente a un avance panista que tiene sorprendidos a los tricolores que minimizaron la fuerza que como coordinador de la bancada blanquiazul en el Senado alcanzó Preciado.

Baja California Sur está presa entre las redes del pasado. El candidato del PRI-Verde y Panal, Ricardo Barroso, no logra convencer pese a esta alianza; Carlos Mendoza Davis del PAN está en las mismas y en el caso de Jesús Druk González del PRD, a quien no se consideraba un mal candidato, pesan las siglas de un partido que, a ojos delos habitantes de esa Entidad, sólo llegó al gobierno para que sus titulares se enriquecieran y vendieran tierras que les fueron negadas a inversionistas mexicanos para entregarlas a mejores postores e inclusive para apropiarse ellos mismos de amplias extensiones.

En Guerrero se afirma que será Héctor Astudillo quien gobierne. El abanderado priísta lleva ventaja real sobre la perredista Beatriz Mojica a quien ligan directamente con los “chuchos”, el clan que tantas tragedias causó en la Entidad y a quienes les fueron descubiertos una serie de cochupos con la complicidad del ex gobernador Ángel Aguirre Rivero, a quien por cierto le fabricaron toda una cortina de protección como acostumbran hacer cuando las complicidades alcanzaron grados importantes y por la relación de éste ex mandatario con personajes actuales del gabinete de Peña Nieto. Astudillo representa el broche de oro de protección, de impunidad, para ambos grupos y de ahí que respalde el dicho de César Camacho sobre una valentía inexistente para enfrentar a las mafias.

Al parecer en Querétaro es en donde el PRI puede estar cierto de que ganará, siempre y cuando en los días que faltan no le sean descubiertos algunos asuntos importantes al actual mandatario, señalado como otro “cachorro de la revolución” con las ventajas que esto representa. De ahí que Roberto Loyola tenga días de asueto en plena campaña. Dicen que el triunfo lo tienen asegurado y que en éste va de lleno el respaldo del “jefe Diego” y su todavía marcada influencia en algunas zonas de la Entidad.

DE LOS PASILLOS

El director de Finanzas de Pemex, Mario Beauregard, confirmó que la petrolera cancelará plazas entre 2 mil y 3 mil de sus trabajadores que están a punto de jubilarse, como parte del ajuste que la empresa acordó en febrero. “Hay mucho personal que ya está en edad de jubilarse, que ya cumple con las edades y los 25 años de servicio y ese personal, una vez que se jubile en las próximas semanas o meses no (lo) vamos a volver a emplear”, dijo el funcionario en una entrevista radiofónica.

Contrario a lo que señalan los empresarios, según el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray, México va en el camino correcto en el combate a la informalidad, con el propósito de llegar a una economía donde la mayoría de los trabajadores sean formales. El funcionario dijo que en el último año se crearon 750 mil empleos formales, lo que representa un crecimiento de 4.5 por ciento. La cifra es cuestionable toda vez que el crecimiento económico del país el año pasado fue de la mitad.

Tras marchar desde el Monumento a la Revolución, integrantes de varias organizaciones campesinas y una comisión de policías comunitarios de Guerrero se manifestaron en las inmediaciones de la Secretaría de Gobernación (Segob). Los policías comunitarios exigen la liberación de Eliseo Villar, líder de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC), mientras que los campesinos demandan mejores condiciones laborales para los trabajadores del campo, y en particular para los jornaleros de San Quintín, y una reforma agraria, la cual, acusan, es frenada por la Segob.

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) denunció la existencia de una “cultura de la violencia” en México, luego de otro asesinato de un periodista. Llamó a las autoridades a investigar y sancionar a los responsables. Gustavo Mohme, presidente de la SIP, indicó que “estamos ante otro asesinato que de acuerdo a la experiencia, podría correr el riesgo de quedar impune y sin justicia como muchos otros casos en México, donde los violentos y la inacción imponen las reglas del juego”. A su vez, Claudio Paolillo, encargado de libertad de expresión de esa organización, destacó que “instamos al gobierno mexicano a cumplir su compromiso de investigar con urgencia y profundidad, así como a sancionar con severidad a los responsables materiales e intelectuales”.

En febrero bajó el consumo de los hogares mexicanos. El Indicador Mensual del Consumo Privado en el Mercado Interior creció 3.4% a tasa anual desestacionalizada durante febrero de 2015, que representó un menor nivel al registrado el mes previo, de 3.5%, de acuerdo con datos del INEGI. Esta variable macroeconómica que mide el comportamiento del gasto realizado por los hogares residentes del país en bienes y servicios de consumo, tanto de origen nacional como importado, trazó una tendencia descendente en el corto plazo, que fue en sintonía con la debilidad de sus principales indicadores en el segundo mes del año en curso, especialmente las venta de la ANTAD.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: