Columna: Los otros destinatarios -Por @AGpeMD

Publicado el Julio 1, 2015, Bajo Columna de opinión, Autor Rucobo.

5LM5Fa3g_200x200

Los otros destinatarios
Columna de Anel Guadalupe Montero Díaz
01 julio 2015

Leo en el portal educacionfutura.org, la carta que Eric Spindler envía al líder de la Sección 22 de la CNTE en Oaxaca y mientras lo hago, pienso que la misiva refleja un punto de vista generalizado sobre el problema educativo que tiene que ver con el hecho de considerar que en una sola persona, ente o institución, reside el origen y resolución de un conflicto tan complejo como el que enfrenta hoy el sistema educativo nacional.

Esta perspectiva, peligrosamente ingenua acerca de cualquier asunto que se pretenda solucionar seriamente, otorgó nombre y apellido a la debacle educativa en la figura de Elba Esther Gordillo Morales hasta 2012. Hoy, ese discutible honor corresponde a Rubén Núñez Ginés.
Por eso, esta misiva constituye en sí misma un ejemplo valioso acerca de las creencias, estereotipos y falacias que impiden construir una solución a favor de la educación de los niños mexicanos, más allá del discurso oficial.

No es que el líder de la Sección 22 –los docentes en resistencia son otra cosa-, esté libre de polvo y paja. Todo lo contrario. El punto a discusión tiene que ver con la respuesta a la siguiente pregunta: ¿Quiénes son los otros destinatarios que Eric Spinder omitió en su misiva y qué papel juegan en la debacle educativa?
Existen por lo menos tres actores principales que tienen tanta o más injerencia que el líder de la Sección 22 de la CNTE en este conflicto.

1.- José Murat y Ulises Ruiz
Si Eric Spindler fue piadoso al advertir a Núñez acerca del lugar reservado en el infierno de Dante para los promotores de la Discordia, en el caso de Murat y Ruiz no cabe la piedad: El noveno círculo reservado a los traidores, es para ellos.
Han ganado a pulso su lugar en el último de los cuatro fosos, donde Lucifer castiga a Judas, Bruto y Casio, porque una de las peores formas de traición es aquella en la que la confianza depositada por el pueblo, es utilizada en beneficio personal y de partido. A nadie cabe duda.

Ambos gobernadores, han sido señalados de ser los cerebros detrás de esa forma de disidencia magisterial al servicio de intereses políticos, que toma como rehén a los niños de Oaxaca y que no representa a la verdadera disidencia magisterial que busca construir acuerdos en bien de todos, en lugar de desestabilizar políticamente a los adversarios de los patrocinadores del “movimiento”.

Entonces, la carta a Núñez estaría dirigida a un subalterno. Spindler tendrá que esperar a que los patrones del líder de la sección 22 de la CNTE den acuse de recibo. Pásenle un banquito. No sean así.
2.- Claudio X. González
En el artículo “El error de Claudio X González vs la CNTE”, Salvador Camarena describe perfectamente en qué consiste el papel del Presidente de Mexicanos Primero en este conflicto. Destaco dos puntos importantes:
– “Si la cuestión fundamental es tratar de contribuir a la solución de ese desastre educativo que es Oaxaca, las descalificaciones de X. González podrían resultar contraproducentes”

– “El reduccionismo (sección 22 igual a criminales y delincuentes) no sólo es impropio de la labor investigadora de Mexicanos Primero, sino que empeora las cosas, pues radicaliza más a los radicales y dificulta el accionar de eventuales moderados dentro de la CNTE”
En estos momentos, la labor del Presidente de Mexicanos Primero ha sido fundamental para que se implemente eso que llaman “Reforma Educativa”, pero justo eso representa una parte importante del problema.

El peso propio de la voz de esta ONG no permite que otras, tanto o más valiosas que ésta, sean escuchadas en aras de resolver la debacle educativa, en lugar de complicarla…a menos que silenciarlas sea el objetivo.
Camarena da en el blanco cuando resalta – y yo así lo creo- el papel importantísimo de Claudio X. González en la construcción de soluciones que permitan rescatar del atraso y la ignorancia a miles de niños que de otra forma, no tendrían ninguna oportunidad de salir adelante en sus comunidades.

Sin embargo, grandes privilegios conllevan grandes responsabilidades. Si el Presidente de Mexicanos Primero no atiende las pertinentes observaciones realizadas por Camarena, terminará –como vaticina el periodista- en convertirse en parte del problema, en lugar de pieza clave de la solución.
3.- Emilio Chuayffet
Si alguien todavía tenía duda del verdadero papel del actual Secretario de Educación en la debacle educativa, el misterio quedó resuelto en la comparecencia ante el Senado, cuando el Presidente de la Comisión de Educación, Juan Carlos Romero Hicks apeló a Ibargüengoitia para describir la actuación del usufructuario del escritorio de Vasconcelos:
“Quien creyó que todo lo que dije fue en serio, es un cándido; y quien creyó que todo fue en broma, es un imbécil”
Tal cual.

El modus operandi que se evidenció con el infame comunicado 129 publicado en el portal de la Secretaría de Educación a una semana de las elecciones, privilegia la agenda electoral sobre la educativa. El Secretario de Educación entonces deberá ser aquel que entienda lo anterior y promueva con una mano, el discurso oficial acerca de eso que llaman “calidad educativa” y con la otra, transe por debajo de la mesa con aquellos que dice desconocer. José Murat y Ulises Ruiz lo saben bien.
Por eso, la carta que Eric Spindler envía a Núñez es aleccionadora. Cuando menos aprendimos que no hay un solo destinatario.
¿Usted qué opina, estimado lector?

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: