Evaluación Planea no será suspendida, sólo cambió su metodología: Nuño

Publicado el Febrero 4, 2016, Bajo Nacional, Autor LluviadeCafe.

aurelio nuño
PROCESO
En uno más de los mensajes cruzados entre la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), el secretario Aurelio Nuño Mayer desmintió que la evaluación Planea sea suspendida en 2016, si bien reconoció el cambio de metodología para dicha edición, calificada por organizaciones dedicadas a la materia como una simulación.

“En primer lugar, y esto es muy importante porque hay que precisarlo, la prueba sí se va a realizar este año (…) La van a aplicar las propias escuelas, será una prueba interna, utilizando la misma prueba del año pasado porque además eso da continuidad, lo que se preguntó el año pasado da continuidad para saber cómo van avanzando sobre lo mismo. Así es que lo primero, y que es muy importante aclarar porque esto es algo que me parece que se ha tenido una malinterpretación, es que la prueba sí se aplica, bajo una metodología distinta, sí, pero sí hay prueba”, dijo Nuño Mayer.

El debate inició la tarde del martes cuando la presidenta de la Junta de Gobierno del INEE Sylvia Schmelkes anunció que en 2016 la evaluación Planea no se aplicaría tradicionalmente, de manera externa, censal, sino que este año se entregaría la prueba a las escuelas para su aplicación y utilización interna, por lo que no se conocerán públicamente los resultados obtenidos.

Y señaló a la SEP como responsable de la medida: “Por recortes presupuestales, este año la SEP ha decidido que no habrá un Planea tradicional, en el sentido de que haya una evaluación externa que recoge la evaluación y la procesa. Lo que se hará es la entrega de la prueba a cada una de las escuelas para que la apliquen y la utilicen internamente.

“Para nosotros es una decisión hasta cierto punto sensata porque los resultados de los niños no cambian año con año. Tardan mucho en modificarse los resultados de aprendizaje de los niños. Nos parece que tener una evaluación externa de rendición de cuentas cada dos años es suficiente”, dijo Schmelkes.

En su descargo, Nuño Mayer refutó que la decisión se haya tomado por una cuestión presupuestal y aseguró que fue “fundamentalmente una decisión técnica”. Sin embargo, en su comunicado número 37, fechado este mismo día, la dependencia a su cargo lo contradijo.

“Este acuerdo se estableció con dicha modificación respecto de 2015 -cuando Planea Básica se aplicó mediante técnica censal a todas las escuelas y muestral de alumnos- considerando que, como lo ha señalado claramente el INEE y lo demuestra ampliamente la evidencia internacional, ni pedagógica ni estadísticamente se presentan variaciones significativas en los resultados de las evaluaciones de un ciclo escolar a otro, además de dicho acuerdo es compatible con las políticas de eficiencia presupuestal de la SEP y el INEE”, se lee en el documento.

Mientras, la versión de Nuño defiende que la determinación se tomó a partir del análisis de expertos tanto del INEE como de la SEP, que habrían recomendado la aplicación externa de la prueba cada dos años, con base en recomendaciones internacionales, organizaciones como Mexicanos Primero, el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco) y el Observatorio Docente repudiaron la medida.

En un desplegado de prensa que publicó en los principales medios de comunicación, la organización empresarial Mexicanos Primero calificó los cambios en la próxima edición de Planea como una “decisión negativa”, que antepone “la lógica política por encima del derechos de los niños”.

Argumentó que “daña la transparencia y rendición de cuentas en la educación”; “impide” conocer el funcionamiento en las aulas; “es incoherente” y muestra la debilidad del INEE como “órgano constitucional autónomo”.

Por su parte, el Imco difundió un comunicado de prensa. Contundente, dicho instituto asegura: “La justificación es que como consecuencia de recortes presupuestales, la SEP decidió que este año sólo habrá una prueba aplicada y calificada por los maestros. Los resultados no serán públicos y servirán solamente para retroalimentar a las escuelas.

“En el Imco reprobamos esta decisión. La suspensión del resto de las pruebas es un enorme retroceso y el examen que se aplicará no es un buen sustituto”.

Al tiempo, el Observatorio Docente protestó a través de las redes sociales: “La prueba Planea será aplicada y evaluada por los docentes. Pierde validez como indicador”.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: