Discurso oficial: verborrea, demagogia y mentiras – @Lilia_Arellano1 Estado de Los Estados

Publicado el Febrero 28, 2017, Bajo Columna de opinión, Autor MonaLisa.

columna-lilia-arellano
Lilia Arellano – http://www.liliaarellano.com/
28 febrero 2017 – Estado de los ESTADOS.

“Usted no es solamente responsable de lo que dice, sino también de lo que no dice”
Martín Lutero.

A la deriva
Desastre administrativo en gobierno de Peña Nieto
Discurso oficial: verborrea, demagogia y mentiras
PRI va rumbo a contundentes derrotas en 3 estados
En riesgo estabilidad financiera por deuda pública
Reforma energética: 2 años de pérdidas en Pemex

liliaarellanoCiudad de México, 28 de Febrero de 2016.- Uno de los puntos terribles del presente es el no entender, no poder precisar cuál será el rumbo del país, en dónde se centra el objetivo, si alguna vez existió, de la Presidencia de Enrique Peña Nieto con relación a los mexicanos de dentro y de fuera, porque el otro, el de los negocios, ha sido una trayectoria permanente, sin descanso, con logros muy claros y en los bolsillos y patrimonios de todo su séquito. Resulta inexplicable el contenido de sus pronunciamientos, algunas veces infantiles, otros falsos y los más dedicados a resaltar cada uno de los errores cometidos durante su administración.

Claro ejemplo de lo anterior se dio durante el evento realizado en el Campo Marte con motivo del día de la Bandera –por cierto, mi cumpleaños-. Habló de su concepto sobre la unidad y entró en detalles: “la unión no es que todos hablen con una sola voz; eso sería censura” y justo es esa una identificación de los últimos años, solamente lo dicho por el mexiquense prevalece, incluso por encima de evidencias mostradas, se ilustra lo anterior con la “verdad histórica”, una censura clara de todos los hechos cometidos en contra de los jóvenes de Ayotzinapa.

“La unión no es que todos aprueben las políticas de un gobierno en todo momento; eso sería imposición”, lo anterior revela en nada le importan las estadísticas en las cuales se señala tiene la aceptación de apenas sí dos mexicanos por cada 8, aceptar estas cifras le supone un sello de apertura, de mente abierta, de aceptación de voluntades cuando su permanencia en Los Pinos, con la banda presidencial puesta, es la imposición más transparente dictada a muchos más millones de mexicanos que los que en su momento votaron por él y no lo volvería a hacer.

“La unión no es que todos compartan las mismas ideas e ideales; eso sería dogmatismo”, lo dicho corre una delgada cortina en la cual se exhiben sus ideales, convertir a nuestro país en una sucursal de muchos países con gran potencial económico, en donde las principales riquezas sean administradas por extranjeros cuya formación obliga al registro de grandes utilidades sin importar los extremos de nueva esclavitud a la cual sometan a los trabajadores. Sus ideas de remate fueron puestas en marcha pese a la negativa de una inmensa mayoría de aceptarlas y el mentado dogmatismo ha sido, según las entendederas de Peña Nieto el elemento ante el cual se conjuntaron las voluntades de los legisladores.

“La unidad se forja en los actos basados en los valores que como sociedad hemos convertido en leyes y normas de convivencia social. La unidad que requieren estos tiempos no es alrededor de una persona o de un gobierno. Unidad sí, en torno a los valores de la Constitución, que son los valores de nuestra gran nación: soberanía, libertad y justicia, democracia e igualdad”. Amén.

No conoce desperdicio lo expresado. ¿Cuáles valores son su referencia? ¿Los que mandaron eliminar de los libros de texto, los de la materia civismo eliminada por los hijos de Harvard? ¿Acaso se refiere a nuestra Carta Magna víctima de todo tipo de violaciones, parches, enmiendas, reformas, etcétera, etcétera? ¿Soberanía? Cuando no somos capaces ya ni siquiera de producir los alimentos que consumimos. ¿Libertad y justicia? Acaso habla de la libertad de la que gozan todos los saqueadores del patrimonio, los gobernadores a quienes les asignaron cuotas para financiar la campaña ¿o de cuál otra? ¿Justicia? En un país en donde reina la impunidad esa es una palabra impronunciable, más aún cuando se tienen presos por hambre y los poseedores de grandes fortunas pueden cometer toda clase de abusos sin padecer algún castigo.

¿Democracia? El inquilino de Los Pinos está impedido para hablar de ella al comprobarse la gran compra de sufragios realizada con el fin de llevarlo al poder. Bajo esas triquiñuelas también denominadas fraude no puede hablar de democracia. Y si a eso se le agrega la renuencia a las consultas populares, a escuchar la voz del pueblo, en cada una de las decisiones de gran importancia, menos aún. ¿Igualdad? Las diferencias entre las clases sociales, de la alta a la cual pertenecen apenas sí un millar a la miserable en todas sus referencias con cientos de millones de mexicanos en sus filas, constatan existe una gran desigualdad, la misma registrada entre los salarios de sus funcionarios de gabinete y las percepciones de sus homólogos en los países altamente desarrollados o con quienes tienen bajo su responsabilidad entregar cuentas muy claras y satisfactorias en las direcciones de empresas de fama mundial. Si algo es inexistente en México es precisamente la igualdad.

El remate fue un pequeño rosario de hechos citados pero sin probabilidad alguna de ser el mexiquense quien los lleve a cabo porque no sabe lo que significa “un país que sea solidario con quienes menos tienen, porque justamente, un país que tiene unidad es un país en donde nadie se queda atrás”. Se atrevió a sentenciar: “México está listo para competir con quien sea y en donde sea; México será un país triunfador en este Siglo XXI”. Esa competencia seguramente se basa en los cientos de tuberculosos, en los miles de analfabetas, en las enseñanzas truncas de millones de jóvenes, en la negativa a recibir empleados mayores de 30 años, en las facilidades no otorgadas a las Universidades para fomentar la investigación, en el frustrado desarrollo petrolero y energético, en la explotación de las minas o en la inexistente autosuficiencia alimentaria, en sus reformas en las cuales ninguno de los últimos renglones es susceptible de alcanzarse. No bajo mandatos como el suyo.

DE LAS PROXIMAS ELECCIONES

El triunfo 3 de 3 deseado por Enrique Ochoa, líder nacional priísta, no es más que un sueño, el cual no verá convertido en realidad y las razones podrían empezar por los cambios realizados y las decisiones tomadas en cuanto a sus candidatos. Cuando el cetemista poseedor de un reloj con valor mayor a los 300 mil dólares, le ofrece a ese partido ganar los comicios en Nayarit, Coahuila y el Estado de México, ya debería pensar en una franca y abierta derrota. Los líderes sindicales son de los más repudiados por la clase trabajadora y más aún cuando como en el caso de este sujeto han abusado de sus cargos y vendido a la clase que dicen representar y no precisamente al mejor postor, sino todo lo contrario, al peor siempre y cuando les garantice entradas mensuales jugosas.

Llevar a José Murat El Talibán a la CNOP, a los restos de esa organización en donde todos caben, inclusive los mafiosos, es garantía de llevar a Tribunales los procesos electorales. La mapachería del oaxaqueño es conocida de sobra y las formas utilizadas para obtener resultados a satisfacción de los gobiernos en turno, mucho más. Basta citar el gran fraude denominado “Pacto por México” y sus consecuencias. Si ello se le agrega la forma, el estilo de imposición de los candidatos y la división por ello creada, independientemente de conseguir con estos actos se radicalice la crítica hacia los mandatarios de esas entidades todavía en funciones y, por lo tanto, provocadores de arrastres negativos, ya puede don Enrique velar su propio sepelio y cargar la pala para enterrar a su partido.

En el Estado de México, Alfreditito del Mazo, delfín de Eruviel Ávila, está solamente a tres puntos de distancia de Delfina, la candidata de Morena. Así aparece en las encuestas no pagadas por el gobierno mexiquense. En las contratadas por ellos la diferencia llega a los doce puntos. Lo importante aquí no es si los resultados nos ayudarán a revelar para donde se inclina la balanza en el 2018, pues el PRI ha perdido la Presidencia en dos ocasiones y logrado mantener esa gubernatura, sino hasta donde están dispuestos a llegar con tal de satisfacer a Peña Nieto, cuál es el tamaño del compromiso de los “toluquitas”. La derrota será el más claro signo del rechazo a la Presidencia del ex gobernador.

Por lo que respecta a Coahuila, descubrir en los últimos tiempos la corrupción reinante en el gabinete de Rubén Moreira no es nada sorprendente. La reacción de los ciudadanos después del gobierno del par de hermanos no deja lugar a dudas será en contra de un candidato a modo, del priísta Miguel Ángel Riquelme, seleccionado por reunir todas las características necesarias para mantener en absoluta secrecía los robos hechos a las arcas de la entidad y las alianzas con grupos nada recomendables emprendida por los pretendidos émulos de los Bush, aunque un ejemplo más claro en esta similitud está en los Joaquín de Quintana Roo.

Nayarit teje una historia distinta. Los verdaderos grupos de poder no están en la política y en los partidos, son de los de las siembras y las distribuciones. Las caras vistas no son sino máscaras para cubrirlos. Si hace 30 años el tricolor no encontraba un solo candidato ajeno a estas prácticas tan socorridas por los millones de dólares de ganancias, imaginemos en el presente y como todo a las calladas les ha resultado mucho más fructífero.

DESASTRE ADMINISTRATIVO

Un gran desastre en el país está dejando la administración de Enrique Peña Nieto y todo parece indicar sus principales operadores, con Luis Videgaray, actual secretario de Relaciones Exteriores y antes titular de Hacienda y Crédito Público, al frente gozarán de total impunidad, gane quien gane en 2018. Ejemplos claros se observan en el erróneo manejo de la deuda pública y la quiebra de Petróleos Mexicanos, donde se constatan el dispendio de los recursos presupuestales y la transferencia de la riqueza petrolera del país a manos privadas, particularmente extranjeras, y los costos de esta operación a los contribuyentes mexicanos.

El año pasado, el gobierno mexicano obtuvo recursos por 22 mil 902 millones de dólares mediante la colocación de deuda en los mercados internacionales, un nivel récord desde que existe registro y un aumento de 46.2 por ciento respecto de 2015. La colocación de la deuda prende una alerta pues puede interpretarse como una señal de un insuficiente ajuste fiscal interno. Desde 2016, las agencias internacionales advirtieron sobre el riesgo que representa el nivel de endeudamiento y su crecimiento para la estabilidad financiera de México, colocando como uno de los factores para poner en perspectiva negativa a la calificación de la deuda soberana de México.

Entre los riesgos existentes por el mayor endeudamiento del gobierno mexicano destaca la mayor exposición a la volatilidad en tipo de cambio, dado que esa deuda se encuentra en moneda extranjera.

La deuda pública de México alcanzó un máximo histórico de 9.38 billones de pesos, monto equivalente a 50.5 por ciento del Producto Interno Bruto0 (PIB), al cierre del cuarto año de gobierno de Peña Nieto. Este endeudamiento pone de manifiesto la crisis estructural de la economía mexicana, agudizada a raíz del estallido de la crisis global en septiembre de 2008.

Las finanzas públicas han sido afectadas por la caída en el precio del petróleo y el nivel de producción de Petróleos Mexicanos, desde mediados del 2014. Ambos factores disminuyeron la participación del sector petrolero en el gasto público de 40% a 13% entre 2008 y 2016, con lo cual se puso en riesgo del financiamiento de la inversión pública, el presupuesto de los estados y los programas sociales.

Fitch, Estándar & Poor y Moody´s, principales calificadoras de crédito internacionales, tienen una perspectiva negativa sobre la economía mexicana a partir del triunfo electoral de Donald Trump, y apuntan a la disminución de la nota asignada a los títulos de deuda pública por las calificadoras de crédito, lo cual se traducirá en mayores ajustes en el sector público a fin de conseguir un saldo positivo en las finanzas públicas en 2017.

Un factor que podría compensar el mayor endeudamiento del gobierno son los remanentes del Banco de México. “El año pasado fueron de 239 mil millones de pesos, y este año podrían ser incluso mayores porque la devaluación del tipo de cambio fue mayor”, explica Alfonso Sales, subdirector de análisis de HR Ratings.

PEMEX SÓLO PÉRDIDAS

A partir de la reforma energética de Enrique Peña Nieto, aprobada en agosto de 2014, Petróleos Mexicanos sólo ha reportado pérdidas. En 2015, ascendieron a 712 mil 567 millones de pesos; en 2016 se redujeron pero alcanzaron 296 mil millones de pesos. Factores externos, la reforma energética y una pésima administración han deteriorado a Pemex en esta gestión.

De acuerdo al informe del último trimestre de 2016, las ventas de Pemex se mostraron relativamente estables, pues registraron una caída de 7.4 por ciento, en comparación con las de 2015. “Principalmente como consecuencia de una disminución de 10.2 por ciento en las ventas nacionales, y en menor medida, una disminución de 3 por ciento en las ventas de exportación”.

La disminución en las ventas de Pemex también está relacionada con el decremento de 34.9 por ciento en las ventas de gas licuado de petróleo (GLP), debido a la pérdida de mercado derivada de la competencia por apertura en las importaciones en 2016. Asimismo, por la disminución de 15.9 por ciento en las ventas de diesel, por la baja en los precios; así como por la reducción de 5.5 por ciento en las ventas de gasolina, a raíz del precio, a pesar de que el volumen incrementó 3.8 por ciento; y por un decremento de 36.5 por ciento en las ventas de combustóleo, derivado de la menor demanda de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

De acuerdo al reporte de Pemex, las ventas de exportación cayeron debido a la reducción de 9.6 por ciento en las exportaciones de petrolíferos y un incremento marginal en los ingresos por exportación de crudo, ya que el precio cayó 17.4 por ciento, al pasar de 43.12 dólares en promedio en 2015 a 35.63 dólares por barril en 2016. Además, la deuda financiera total registró un aumento de 32.8 por ciento, debido al impacto de la depreciación del peso frente al dólar, subraya el reporte de Pemex.

Las mentiras con las cuales la administración de Peña Nieto vendió la reforma energético han caído una por una. Por ejemplo, en cuanto al denominado Fondo Petrolero, en 2017 no se generará tal ahorro de largo plazo, pues lo entrado hasta ahora al Fondo Mexicano de Petróleo (FMP) se ha transferido al presupuesto y, por supuesto, se lo ha gastado la gestión federal. El FMP fue creado para administrar la renta petrolera del país y generar un ahorro de largo plazo. De los recursos que tenga, cada año debe transferir al gobierno el equivalente a 4.7 por ciento del Producto Interno Bruto, lo que sobre se destinaría al ahorro para las futuras generaciones, y eso es lo que no se ha podido lograr con los ingresos actuales.

Este año, el FMP calcula transferir alrededor de 386 mil 902 millones de pesos al gobierno y éste a su vez, los distribuirá en diversos fondos. Pero, el 4.7 por ciento del PIB equivale actualmente a unos 954 mil 116.5 millones de pesos, es decir, hacen falta más de 567 mil millones de pesos para cumplir con la transferencia obligatoria mínima al gobierno y a partir de ahí comenzar el ahorro de largo plazo.

Todo indica no se tendrá dinero suficiente para el ahorro por el desplome de los precios petroleros y la pronunciada caída en la producción. “La probabilidad de generar un ahorro, como se prometió en un principio con la reforma, en los próximos cinco años, es prácticamente cero”, advierte Héctor Villarreal, director general del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

El año pasado y en 2015 el gobierno federal tampoco pudo arrancar el ahorro para el futuro. En 2016 hicieron falta 593 mil 403 millones de pesos para lograr ese objetivo, señala el CIEP.

DE LOS PASILLOS

El escándalo generado por Miguel Ángel Yunes, gobernador de Veracruz, no es sino la plataforma de su despegue. Pretende salir más adelante como puntero de los partidos de la alianza que lo postuló para el cargo actual y lograr ser el candidato a la Presidencia. Su bandera será haber actuado en contra de la corrupción, resarcido a la entidad de su patrimonio y poner en jaque a quien consideran él y todos, el mejor oponente: AMLO. De ahí los retos y lo atractivo de un tema que también le sirve al gobierno, al PRI, a todos los de la mafia referida por el tabasqueño… Por cierto ¿será verdad que no se volverá a ver a Javier Duarte porque está en un mejor lugar?…

México romperá negociaciones sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) si Estados Unidos propone aranceles a productos mexicanos, advirtió Idelfonso Guajardo, secretario de Economía. En una entrevista con la agencia de noticias Bloomberg, el funcionario señaló: “en el momento en que digan: “vamos a fijar un arancel del 20 por ciento a los autos”, me levanto de la mesa”… Donald Trump, presidente de los Estados Unidos, ha prometido abandonar el TLCAN, vigente desde 1994, si no puede renegociarlo para obtener más beneficios para su país, aumentado el riego de un gran choque económico para México. La semana pasada, el magnate habló positivamente sobre un impuesto de ajuste fronterizo que está siendo impulsado por republicanos en el Congreso como una forma de alentar las exportaciones…

No hay que confundirse. Los terrenos señalados (25) como incautados por la PGR, solamente forman parte de una indagatoria. No hay ningún señalamiento de delito ni están a nombre o en posesión del ex gobernador Roberto Borge. El camino para todo lo que hoy se dice en el gobierno estatal es todavía muy largo. Falta conocer la declaración, si es que la exigen, de los compradores y en su caso la autoridad podría señalar las faltas administrativas cometidas. Lo del cateo de la casa por la presunción de ocultar en ella 200 millones de dólares, es versión extraída del caso Zhenli Ye Gon. Encontraron 4 cajas fuertes y dicen contenían documentos. No revelan de qué tipo aunque sí aseguran había también en los interiores alhajas, mismas tampoco mostrados. En fin, entre escándalos y guardaditos sigue la mata dando y descubriéndose otros “conflictos de interés”. Uno de ellos radica en las formas con las cuales han pretendido eliminar a la empresa Barcos del Caribe. A su principal competidor ya le autorizaron la transportación marítima dentro de la Laguna y algunos otros beneficios. La transportadora cozumeleña le estorbaba en sus planes de expansión a Ultramar y como ahora las bendiciones las reciben quienes con la cartera apoyaron el cambio, las decisiones se ven claras y no revelan existan modificaciones con las llevadas a cabo en el pasado y por cierto denunciadas por quienes hoy cometen las mismas, iguales faltas y abusos…

La administración de Eruviel Ávila “desapareció” mil 943 millones de pesos en fondos y programas federales durante el 2015, de acuerdo a un análisis de la Cuenta Pública de ese año, realizado por la Auditoría Superior de la Federación. De los 10 mil 529 millones 453 mil pesos que recibió, el Estado de México no pudo demostrar el destino de 18.5 por ciento. Como siempre en estos casos la pregunta es ¿y…? De acuerdo con los especialistas, las irregularidades detectadas en varios programas del Edomex son un caso de jineteo de recursos. “Toman los recursos públicos, lo meten a una cuenta bancaria o a una inversión financiera por seis meses o más, después los regresan a las cuentas del estado y, desde luego, se quedan con las ganancias”, indicó Héctor Villarreal, director del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

Los recursos presupuestarios de la Cámara de Diputados son un verdadero botín para las fracciones parlamentarias. Las contrataciones en San Lázaro se realizan sin licitación pública y mediante asignaciones directas. El año pasado, tres áreas dominadas por el PRI, el PAN y el PRD planearon procesos de contratación por mil 103.8 millones de pesos, entre cobertura de servicios personales, materiales y suministros, servicios generales, obras, bienes muebles e inmuebles, así como intangibles, como licencias de software… En 15 años, el presupuesto de la Cámara baja se ha incrementado 158 por ciento, un ritmo que contrasta con la productividad de los legisladores: en ninguna de las sesiones se han reunido 500 integrantes y el salón de plenos luce continuamente semivacío. Para el presente año, la cámara dispone de 7 mil 629 millones de pesos, que incluyen el pago de dietas, bonos, vales de gasolina, renta de autos último modelo y viajes.

Lo invitamos a visitar nuestra página www.liliaarellano.com
Esperamos sus comentarios al correo: lilia_arellano@yahoo.com ;
Facebook.com/LiliaArellanoOficial y twitter @lilia_Arellano1.

COMENTA TAMBIÉN SIN FACEBOOK: